Qué boli escoger

Es importante saber que a los 8 años la mano no ha desarrollado todavía las habilidades motrices por completo, por lo que a los niños de esta edad les puede resultar más difícil coger un boli con firmeza de lo que le puede resultar a un adulto.

Es por eso que los bolis que utilizamos a diario para escribir pueden no ser la mejor herramienta para un niño.

Para facilitar el aprendizaje debemos facilitar a los niños aquellas herramientas de escritura que mejor sea adapten a sus necesidades para que así el proceso les sea más fácil y divertido. Existen muchas marcas con bolígrafos en el mercado diseñados especialmente para que los niños de estas edades. Los mejores serán aquellos que cumplan con las siguientes características:

  • Tener una punta ligeramente más gruesa que la de un boli normal.
  • Contar con una buena zona de sujeción sin deslizamiento adecuada al tamaño de la mano del niño.
  • Ser de materiales resistentes que no puedan producir daños si el niño se lleva el boli a la boca.
  • Proporcionar una buena percepción táctil y auditiva. El niño debe ser capaz de “sentir” el trazo del boli sobre el papel.

Si tu hijo/a está en edad de tener su primer boli de tinta, aquí tienes algunas de las opciones más recomendables en base a todos los aspectos que hemos mencionado.